Gilberto, una asociación que nació del desastre

22 enero, 2021
Pedro Jacobo López del Campo

De acuerdo con el Centro Nacional de Prevención de Desastres, entre 1980 y 1999 el costo económico ocasionado por fenómenos naturales fue de poco más de 455 millones de dólares y entre el 2000 y 2018 ascendió a los 2,357 millones de dólares, casi cinco veces más. Aproximadamente el 86.8% de los daños y pérdidas de 200 a 2018 son de origen meteorológico y se presentaron 190 decesos anuales en promedio. 

El miércoles 14 de septiembre de 1988, se manifestó uno de los huracanes más terribles del siglo pasado en México. “Gilberto” como se le llamó a la depresión tropical primero formada cerca de las costas de África, llegaría el 10 de septiembre al Caribe Oriental con una categoría de huracán que dejaría a Jamaica en ruinas con varias decenas de muertos. 

El ojo del huracán tocó tierra durante el amanecer de aquel miércoles cerca de Playa del Carmen. Al momento se registraron vientos superiores a los 300 kilómetros por hora en la categoría 5, la más alta de los niveles entre los huracanes. Durante 13 horas “Gilberto” se demoró en su paso por el Golfo de México. Días posteriores llegaría a impactar Campeche, Tabasco, Tamaulipas, Nuevo León y Coahuila.

Debido a “Gilberto” 225 personas perdieron la vida; se registraron más de 51 mil personas damnificadas y se evacuaron a más de 140 mil. La pérdida económica durante este fenómeno natural fue de 76 millones de dólares aproximadamente. A partir de este suceso, los distintos niveles de gobierno establecieron planes y sistemas de alerta para el seguimiento de los ciclones tropicales. El huracán del siglo marcó a México por el desastre que puede llegar a ocasionar un fenómeno meteorológico. 

El 6 de octubre de ese mismo año, a menos de un mes de la devastación que había ocasionado el ciclón, un grupo de mujeres mexicanas constituyeron la Asociación Gilberto A.C. El principal objetivo de esta organización era participar activamente en la reconstrucción de viviendas y la restitución de fuentes de empleo en las zonas afectadas por el huracán que llevan en el nombre de su organización. 

Desde entonces la Asociación ha participado en el desarrollo y progreso de los mexicanos y mexicanas, de las familias y comunidades que, al estar en situación vulnerable, necesitan apoyo de la sociedad en general. Esto lo logran atendiendo a personas damnificadas por desastres naturales en todas las regiones de la República Mexicana, tanto de forma temporal como permanente.

Entre sus programas, se encuentra la atención directa a la comunidad en caso de algún desastre natural, la construcción de vivienda una vez finalizada la emergencia por el desastre, la creación de fuentes de trabajo a partir de la capacitación en diferentes oficios, proceso educativos y formativos a través de la impartición de cursos, equipamiento de escuelas, brigadas médicas y servicios de salud, jornadas médicas odontológicas, construcción de áreas recreativas, entre otros. 

Ubicados en 26 ciudades en diferentes estados de la República Mexicana, hoy en día la organización cuenta con 853 asociados y ha impactado con 36 mil 725 viviendas construidas, 754 escuelas, 35 mil 700 fuentes de empleo, 20 mil 429 jornadas médicas y servicios de salud, tres mil 455 programas educativos y formativos y apoyando a más de dos millones y medio de personas damnificadas por los diferentes fenómenos meteorológicos. 

A pesar de que se han mejorado los sistemas de prevención y acción ante los fenómenos naturales, la coordinación entre los distintos niveles de gobierno, sector privado y comunidades afectadas es vital para salir adelante ante una eventualidad de este tipo. Una forma por el que apuesta Asociación Gilberto AC.

Asociación Gilberto AC.

Página web: http://www.gilbertoac.org/index.html

Facebook: @ACGilberto

Twitter: @AsocGilberto

(Visited 16 times, 1 visits today)