En Durango se está fortaleciendo el empoderamiento hacia un crecimiento integral en personas con discapacidad

2 mayo, 2022

Autor: Carlos Hernández Huerta

Fotos: Fundación Liyame AC.

Inició como el sueño de conformar un organismo con el cual se pudiera ayudar a personas con discapacidad. Constituida en 1999 nació Fundación Liyame en la zona norte del país, en el estado de Durango por Hortencia Rodríguez de Magaña, quien comenzó las labores con 12 familias becadas que tenían algún miembro con discapacidad mental profunda y así se fue ampliando el servicio a todo tipo de discapacidad.

Brindar apoyo a personas con discapacidad física o mental y a sus familias en condiciones de vulnerabilidad, a través especialmente de la madre, imprimen la misión de la organización, siendo la educación y el apoyo integral la forma en que Fundación Liyame realiza su labor.

El objetivo primordial radica en crear entre la sociedad de Durango una cultura de inclusión y de ayuda a quien lo necesita. Esto va encaminado a fomentar un empoderamiento en cada beneficiado de la fundación, que lo guie hacia un crecimiento integral que permita su independencia y desarrollo social.

El impacto de una labor altruista auténtica se refleja en diversos reconocimientos y premios otorgados tanto por el gobierno del estado, como de otras fundaciones. Su línea de acción se fundamenta en becas de acuerdo al tipo de apoyo que se brinda, pues se tienen becados integrales, especiales, shriners, de equino terapia y de alimentos. Los apoyos constantes dentro de estas becas se logran mediante numerosos talleres semanales de los que destacan de formación y desarrollo humano y de planificación familiar.

También los apoyos especiales conforman las becas, con atención médica y consultas especializadas para cada paciente, e incluso programas de salud en las instalaciones de la fundación, en modo de campañas de prevención y detección de cáncer de mama, limpieza dental y vacunas.

Gracias a este programa de becas se han apoyado a más de 980 personas con discapacidad y así, beneficiar a 5370 personas contando a cada integrante de la familia por tratarse de una beca integral.

Su tarea no acaba ahí, porque en 2009 se crea el Centro de Atención Liyame donde se brinda Terapia Psicológica, Terapia del Lenguaje y Terapia Física al público en general con costos muy accesibles, y gracias a los ingresos de cada terapia, se sustentan las operaciones de la fundación.

Las fisioterapias pueden ayudar a las personas que tienen problemas de movilidad después de una lesión o cirugía, y también funge como un método de prevención a una discapacidad cercana. Abarcando todas las edades, las terapias físicas fortalecen a los músculos y ayudan a las articulaciones para poder moverse de nuevo.

Terapia psicológica se aterriza en un tratamiento de colaboración basado entre una persona y un profesional en la materia. Y dentro de la terapia de la comunicación se da terapia del lenguaje, de aprendizaje, de voz y del habla. Con estos ejercicios, se rehabilitan o habilitan las funciones cerebrales que se encuentren afectadas o disminuidas y que limiten el pleno desarrollo del individuo.

Apoyar a la fundación se puede lograr de diversas formas, desde donaciones, voluntariado, donar artículos en los bazares que se organizan en las instalaciones y también con la compra de productos elaborados por las becadas.

Fundación Liyame coloca todo su esfuerzo por hacer posible su misión, y dar cada día un paso para materializar su visión, la cual ejerza un liderazgo en la promoción y respeto al desarrollo humano.

(Visited 22 times, 1 visits today)