La cultura de donación de órganos en México

11 abril, 2024

Los problemas de salud van en aumento en el mundo, y muchos de ellos se deben a la falla o la pérdida de algún órgano o tejido como puede ser la falla renal o cardiaca, los problemas con la visión provocados por deficiencia en la córnea.

La solución a estos problemas es sencilla en el sentido de que se puede lograr con un trasplante, pero es complicada porque este tipo de cirugías es compleja y encontrar un donante no es asunto fácil, pues en algunos casos sólo se pueden contar con órganos de personas fallecidas en ciertas condiciones y además se compatibles. Además, que el apoyo postrasplante es para toda la vida.

¿Qué es un trasplante y qué órganos se donan?

El trasplante es un procedimiento médico que consiste en reemplazar un órgano o tejido enfermo por uno sano, proveniente de un donante. Los donantes vivos pueden aportar órganos o tejidos que se pueden regenerar o que tenemos dos como es el caso del riñón, de la médula ósea y de hígado. En cambio, en el caso de corazón, pulmón, córneas o piel provienen de donantes fallecidos.

Los donantes vivos generalmente son personas cercanas a quien requiere el trasplante, sobre todo, familiares pues la cuestión de la compatibilidad se facilita, aunque no es garantía. Antes de la donación, las personas son evaluadas tanto en su salud física como psicológica; pues se deben tener muy claros los riesgos que se toman al ser donador, no sólo en el procedimiento en sí, sino en las posibles consecuencias a largo plazo, por ejemplo, en el caso de riñón que implica vivir con uno y, si hubiera un problema con ese órgano, se está en un riesgo más elevado. Por eso, es de celebrarse la generosidad enorme que este regalo de vida implica.

Por el lado de la donación después de fallecer, se requiere expresar el consentimiento de la donación en vida o que la familia dé el permiso. Además, hay restricciones respecto a las causas de la muerte y las condiciones en la que ésta ocurre, pues de eso depende cuántos y qué órganos pueden estar disponibles para beneficiar a quienes esperan recuperar una vida plena de salud.

La donación en nuestro país

En nuestro país, lo que más se dona es la córnea, y eso representa el 50 por ciento de los trasplantes. En segundo lugar, lo ocupa el trasplante de riñón que alcanza el 44 por ciento de los procedimientos, y que se hace, en términos generales, con donadores vivos. En tercer lugar, lo tiene el trasplante de hígado con 3.9 por ciento; luego corazón con 0.7 por ciento y pulmón con 0.2.

Estos números nos colocan muy por debajo de otros países, aunque antes de la pandemia el número de trasplantes había mostrado avances significativos, con la emergencia médica y el replanteamiento algunos elementos del sistema de salud, hubo un retroceso del que nos estamos recuperando. El sistema establecido requiere refuerzo, pero el mayor es contar con suficiente número de donantes.

Es necesario un trabajo más amplio de concientización sobre la importancia de la donación tanto en vida como en la eventualidad de la muerte. Cabe señalar que tanto la Iglesia Católica como otras iglesias de otras denominaciones no tienen reparos en considerar la donación de órganos como un acto de profundo amor al prójimo.

Trasplante y Vida I.A.P.,

La labor de las organizaciones de la sociedad civil en este tema es muy importante, y así lo entiende desde 1985, lo que hoy conocemos como Trasplante y Vida I.A.P., una asociación que busca como misión: “Contribuir a través de nuestros apoyos a los pacientes, a que cada vez se realicen más trasplantes y haya más donadores de órganos y tejidos en México”.

Para ellos es fundamental que la sociedad en su conjunto sea más consciente y solidaria con la cultura de la donación, por eso también trabajan en la difusión de este vital asunto para que más gente se sume a las listas de posibles donadores.

Esta organización de la sociedad civil tiene un programa de voluntariado que pide ser mayor de edad, contar con cartas de recomendación; pero sobre todo tener una cultura prodonación. En la página de la institución están las formas de contacto.

Asimismo, se les puede apoyar a través de donativos económicos con cargo a tarjeta o con transferencia (son donataria registrada para dar recibos deducibles) o con donación de ropa nueva o usada pero en perfecto estado.

Fuentes:

https://www.trasplanteyvida.org.mx/

https://www.gaceta.unam.mx/la-cultura-de-donacion-de-organos-limitada-en-mexico/

https://www.dgcs.unam.mx/boletin/bdboletin/2024_135.html

(Visited 107 times, 1 visits today)