violencia de género

Combatir la violencia de género, una obligación de todos

9 marzo, 2020

Por: Brenda Torres Conde

Fotografía: Fundación Dime y Juntos lo Hacemos IAP

violencia de género

En México la violencia de género es uno de los problemas más urgentes: 56% del territorio nacional se encuentra formalmente declarado en Alerta de Violencia de Género (AVG), es decir, 18 de las 32 entidades federativas mantienen este mecanismo de protección de la vida de las mujeres.

En la erradicación de la violencia contra las mujeres, los varones también deben contribuir con acciones personales.

Favorecer la construcción de masculinidades equitativas, igualitarias y no violentas, es la herramienta principal para la prevención. A decir de Yair Maldonado, coordinador de Posicionamiento Público de la organización de la sociedad civil Género y desarrollo (GENDES A.C), los procesos de reflexión que implementan tienen la capacidad de sensibilizar a sus congéneres para que ellos mismos puedan replicar el modelo y la información en sus entornos cercanos.

Nuestro objetivo en el taller ‘Hombres trabajando(se) es cuestionar la masculinidad violenta, machista. Anclamos el análisis en la perspectiva de género para reconocer que en los privilegios de ser hombre también hay desventajas. Queremos modificar esos comportamientos por medio de cuatro líneas de trabajo: incidencia, investigación, intervención y trabajo directo”, dijo Maldonado.

Cultura de género

Identificar cómo, en la convivencia entre hombres y mujeres, se trastocan de formas diferentes sus vidas y los lugares que ocupan en la sociedad, requiere de un tratamiento diferenciado. La cultura de género tradicional dicta que las mujeres son las únicas sensibles y que son las encargadas del hogar, mientras los hombres crecen creyendo que deben ser conquistadores, proveedores, sin la posibilidad de mostrar otras emociones que no sea el enojo.

“La perspectiva de género se utiliza para visibilizar las necesidades de las mujeres y empoderarlas, pero nosotros le agregamos el enfoque de masculinidades justo para ver que todas estas prácticas y expectativas que se tienen de los hombres se promueven por los estereotipos”, señaló Maldonado.violencia de género

Masculinidades alternativas

Para GENDES, en una sociedad cada día más diversa, en la que los roles ya no pueden sostenerse, la masculinidad tradicional busca imponerse y daña a hombres y mujeres por igual. Frenarla requiere de la creación de una red de experiencias y autosuficiencia que permita, a cada individuo, cuidar de sí mismo y quienes le rodean.

“Reconocer que cada uno de nosotros forma parte constitutiva de este sistema es fundamental para cuestionar los patrones de conducta que aprendimos. Sólo en espacios de reflexión podremos escucharnos y ser incómodos para otros hombres que aún no empiezan a cuestionarse”, destacó Maldonado.

El sociólogo Adrián Raúl Ramírez subraya que las actitudes violentas ocurren a cualquier edad y en cualquier cultura. Como especialista en inclusión, Ramírez coincidió en que la solución pasa por propiciar una amplia reflexión entre hombres y mujeres, en la que se aborde la construcción de las identidades masculinas y el análisis de su relación con la violencia de género.

“A cierta edad empiezas a poner estigmas y se puede desaprender, siempre y cuando el sujeto lo quiera, acepte que es violento y se acerque a un espacio en el que le digan cómo erradicarlo. Es importante que estas reflexiones permanezcan en él, porque igual y dice: ‘Esto no me gusta’. Y ahí queda el intento de cambiar”, comentó.

Ramírez, titular del taller “El arte de las masculinidades y desaprendiendo el machismo”, precisó que la población más joven ya normalizó la violencia, por lo que es trabajo de los tutores, madres o padres, educar a los infantes con perspectiva de género.

Infancias

Para el Centro Integral de Atención a las Mujeres (CIAM Cancún A.C), la base del cambio se encuentra en niñas, niños y jóvenes. Por eso esta organización educa para la paz e igualdad de género, con el objetivo de transformar las vidas de los miembros más chicos de las comunidades. 

Su modelo educativo consiste en motivar a los participantes para que aprendan a resolver conflictos al mismo tiempo que identifican sus emociones, saben por qué las sienten y reflexionan para generar cambios en su actitud.

“Tenemos un centro comunitario donde se dan talleres de computación, apoyo pedagógico, en tareas y autocuidado. Buscamos que los contenidos se relacionen con la sana convivencia, igualdad de género y sus derechos”, comentó Naivi Mazariego, directora de Desarrollo de Programas de CIAM Cancún.

Aplicar la perspectiva de género en sus grupos de trabajo implica una restructuración de creencias y de comportamientos que incluso los más pequeños tienen interiorizados. Para lograr acabar con estereotipos de lo que era “normal”, CIAM Cancún considera que el proceso inicia cuando se le enseña a los más pequeños de la familia que los colores no tienen género.

“Tenemos una actividad que se llama ‘Niñas al poder y niños en acción’, donde trabajamos cómo se sienten los chicos en situaciones marcadas por el género. Por ejemplo, tú niña cómo te sientes cuando tu mamá te pide que les sirvas de comer a tus hermanos; o tú niño cómo te sientes cuando tu hermana te lava la ropa y por qué tú no lo haces”.

En los últimos meses, cientos de mujeres han salido a marchar como forma de protesta por los altos niveles de feminicidios, que, de acuerdo con datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, en 2019 aumentaron 10% en comparación con 2018. Esto significa que en 2019 se contabilizaron mil seis feminicidios, cifra por arriba incluso del aumento en homicidios dolosos que fue de 2.5% en los mismos años de comparación. violencia de género

Con este panorama se realizó el Foro Igualdad de Género en la CDMX ¡Ellos con Ellas!, organizado por la Fundación Dime y Juntos lo Hacemos A.C., espacio en el cual la activista Aurora Aguilar Rodríguez destacó que es entre la construcción del abuso y uso de poder, donde se encuentra la capacidad de ubicar las desigualdades y frenar su réplica.

“Lo menos difícil de cambiar es la conducta, luego la emoción y con eso ya lo hiciste”, opinó. Asimismo, en el marco del Día Internacional de la Mujer, la presidenta de la Fundación Dime y Juntos lo Hacemos, Gabriela Jiménez Godoy, reiteró que el encuentro visibilizó las opiniones de todas y todos, para impulsar mejores prácticas que coadyuven a eliminar la desigualdad de género y la violencia.

“Ante el clima hostil de violencia en nuestra ciudad, y sabedores de que se requiere un esfuerzo conjunto, así como de la unión entre nuestros gobiernos, instituciones y sociedad, los convoco a que juntos luchemos para abatir las agresiones que enfrentamos las mujeres”, invitó Jiménez.

Los expertos consultados reconocieron que la violencia de género no desaparecerá de un día a otro, pero cuestionar los modelos de crianza con la que crecen las infancias y la relación de hombres y mujeres en diversos momentos de la vida humana son los agentes de cambio más importantes para la construcción de sociedades más igualitarias.

 

GENDES AC. Página web: www.gendes.org.mx/consultoria Facebook: @gendesac Twitter: @GENDESAC

CIAM Cancún AC. Página web: www.ciamcancun.org Facebook: @ciamcancun Twitter: @CIAM_Cancun

Fundación Dime y Juntos lo Hacemos AC. Página web: https://dimeyjuntoslohacemos.org/  Facebook: @fundaciondime Twitter: @FundacionDIMEac

 

(Visited 121 times, 1 visits today)